Blog

Como estoy haciendo un Máster de Gestión del Medio Ambiente (posibilidad de convenio de práctica para las empresas) hoy os acerco este gran día:

(Lema del Día Mundial del Medio Ambiente 2013)

Hoy 5 de junio se celebra el Día Mundial del Medio Ambiente que se conmemora desde 1972 con el fin de mejorar la sensibilización acerca del medio ambiente y de generar atención y acción política a favor de los temas ambientales.
En 2013 el día se centra en el hecho de que, según el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), cada año se pierden o desperdician 1.000 millones de toneladas de alimentos. El día se basa en una campaña global que lanzó el PNUMA, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y otros socios y que, bajo el mismo lema, pretende reducir la perdida de alimentos a lo largo de toda la cadena de producción y consumo. Reduciendo la pérdida de alimentos también contribuyes a que se ahorre agua, pues la irrigación utiliza el 70% del total del agua extraída para consumo humano.
Mongolia albergará este año las celebraciones oficiales. Este país asiático fue elegido por sus esfuerzos hacia una economía verde en sus principales sectores económicos, como la minería, y por promover la concienciación medioambiental entre la juventud.
¿ QUÉ ES LA GESTIÓN MEDIO AMBIENTAL?

Un Sistema de Gestión Ambiental no deja de ser parte del sistema de gestión de cualquier empresa. Tiene unas características determinadas, pero define su forma de funcionar.
Todo Sistema de Gestión Ambiental tiene como finalidad desarrollar e implementar su política ambiental(declaración de la dirección sobre las intenciones y principios relativos al medio ambiente, en la cual se compromete a establecer un entorno y circunstancias adecuadas para llevarlos a cabo) y gestionar sus aspectos ambientales (elemento de las actividades, productos o servicios de una organización que puede interactuar con el medio ambiente). Ambos conceptos los ampliaremos posteriormente en otra entrada.
En un Sistema de Gestión Ambiental podemos distinguir estructura organizativa, planificación de las actividades, responsabilidades, prácticas, procedimientos, procesos, recursos… Todos ellos elementos que significan lo mismo que en cualquier empresa y que quedarán especificados en la documentación que describa el Sistema. También hablaremos de ella en alguna entrada posterior, ya que tiene sus particularidades.
Resumiendo, un Sistema de Gestión Ambiental es parte del sistema de gestión de una organización, que incluye ciertas características (definidas en su documentación) con el fin de desarrollar e implementar su política ambiental y gestionar sus aspectos ambientales.
Ventajas e inconvenientes.

Si bien, sobre todo al principio, pueden presentar ciertos inconvenientes (inversión inicial, ralentización de los procesos, etc…), luego podemos ver claramente las ventajas de implantar un Sistema de Gestión Ambiental:
Sobre la gestión:
  • – Integra en la gestión global de la organización la gestión ambiental, como un área más de la misma.
  • – Incentiva el aumento de la creatividad y la participación de todo el personal de la organización y logra que aumente la motivación de los trabajadores, lo que favorece un buen ambiente de trabajo.
  • – Sirve como complemento a otros sistemas de gestión (calidad, seguridad, etc…).
Legales:
  • – Minimiza los riesgos de incumplimiento de la normativa vigente y de posibles daños al medio ambiente, por lo que evita multas, demandas o sanciones.
  • – Facilita el cumplimiento de las obligaciones en materia legal y su mantenimiento actualizado.
  • – Evita posibles litigios por competencia desleal.
Sobre la producción:
  • – Optimiza y mejora los procesos productivos, pues favorece el control de las materias primas, la reducción en el consumo de energía y agua, la minimización de residuos, etc.
  • – Facilita la incorporación de nuevas tecnologías.
  • – Hace que los costes de producción se reduzcan.
Sobre los costes medioambientales:
  • – Hace posible la identificación de dichos costes. 
  • – Permite reducir los llamados “costes de la no gestión” (tasas y cánones, sanciones, accidentes, consumo de recursos…).
  • – Reduce los gastos en materia de seguros por responsabilidad civil sobre el impacto ambiental.
De cara al mercado:
  • – Fomenta la diferenciación de productos (por ejemplo con las etiquetas ecológicas).
  • – Facilita la adaptación a nuevas demandas de mercado.
  • – Permite realizar más fácilmente nuevas inversiones y desarrollo de tecnologías y productos.
Financieros:
  • – Incrementa la confianza de inversores y accionistas.
  • – Disminuye los riesgos de asumir responsabilidades derivadas de anteriores propietarios.
Imagen (interna y externa):
  • – Facilita la integración de la empresa en su entorno.
  • – Otorga mayor credibilidad ante todas las partes interesadas (clientes, inversores, vecinos, etc…).
Sistemas de Gestión Ambiental y sellos de certificación.

Antes de nada,deciros que no debemos confundir los sistemas de gestión con los sellos de certificación:
  • – Como ya hemos visto, podemos decir que los Sistemas de Gestión Ambiental son ‘instrumentos’ que utilizan las organizaciones para alcanzar los niveles de comportamiento ambiental que ellas mismas se marcaron previamente. Para implantar un SGA, los dos modelos de referencia más extendidos son la ISO 14001 y el Reglamento EMAS. Aquí me gustaría dejar claro que, al contrario de lo que generalmente se piensa, EMAS no limita su ámbito de aplicación a las empresas de la Unión Europea, sino que incluye también a las de fuera de la misma (que deseen registrarse, obviamente, pues ambas normas son de carácter voluntario). Es decir, fuera de Europa se va a reconocer más la ISO 14001, aunque sería igualmente válido un SGA basado en el Reglamento EMAS. Hay algunas diferencias más entre ellas, pero con saber esto por ahora es suficiente.
  • – Los fines que se persiguen con ambos modelos son los mismos (ya vistos antes: desarrollar e implementar su política ambiental y gestionar sus aspectos ambientales). Pero precisamente aquí es donde radica su diferencia con los sellos de certificación, que como ya vimos son relativos todos ellos (LEED, BREEAM, VERDE, etc…) a la arquitectura bioclimática, construcción sostenible, etc… Es decir, certifican edificios, lo cual ayuda a una implantación más fácil de un Sistema de Gestión Ambiental, aunque ISO 14001 y el Reglamento EMAS no miran sólo ese aspecto.
GUÍA BÁSICA DE SGMA

Para finalizar os dejo con vídeo sobre el Sistema de Gestión Ambiental (Planificación) realizada por  BUREAU VERITAS:

Si desean ver el vídeo completo accedan desde AQUÍ

Más información | naciones unidas | europarl.europa.eu
Vídeo | youtube

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *